Cheesecake Japones Pastel de queso esponjoso


Hola a todos, hoy les traigo la receta para el pastel de queso o cheesecake japones. Es un pastel de queso super esponjoso, cremoso, aireado y ligero.

A mi me encantan los cheesecake y hace unos días les compartí mi receta del cheesecake de guayaba en forma de cupcakes.  La receta de hoy es diferente porque contiene harina y almidón de maíz (maicena).

Este cheesecake japones es una mezcla entre un pastel de queso tradicional y un soufflé. Tiene un sabor suave a queso, aromatizado con limón y una textura suave, esponjosa y húmeda. En verdad es una delicia.

Este tipo de pastel tiene su origen en japon y se conoce como cheesecake de algodón o cheesecake tipo soufflé.

Se prepara similar al cheesecake tradicional la diferencia está en la cantidad de huevos que lleva y que además se le incorpora harina y maicena.  Los huevos se le añaden separados, envolviendo al final las claras montadas a punto nieve.

Se cocina en el horno a baño de María y se sirve frío, solo o con azúcar glas por encima.

El cheesecake japones no contiene mucha azúcar y al no contener tanta harina, no resulta un postre pesado y denso.  El incorporar las claras en forma de nieve le da una textura súper esponjosa, es casi como comerse una nube.

La preparación se hace fácilmente pero se necesita un tiempo de horneado largo. Se derrite la mitad del azúcar junto con mantequilla y el queso crema. Una vez que ésta mezcla está fresca, se le agrega a las yemas y se incorpora todo muy bien. A esto le añadimos la leche, zumo de limón y su ralladura. Le cernimos harina para todo uso y almidón de maíz. Por último, incorporamos las claras que habían sido montadas previamente con el resto del azúcar.

Se lleva a un horno bien caliente, a 400°F, a baño de María. Luego de pasados 20 minutos, bajamos el fuego a 284°F y dejamos cocer por 30 minutos más. Lo dejamos 30 minutos en el horno apagado, luego retiramos el baño de María y lo dejamos enfriar completamente en el horno con la puerta un poco abierta de 20 a 30 minutos más.

Una vez frío se lleva al refrigerador de 30 minutos a 1 hora antes de consumir. Podemos consumirlo así o podemos espolvorearle azúcar en polvo por encima.

Como pueden ver lo más importante es cuidar la temperatura del horno y el tiempo de cocción, que es de aproximadamente 2 horas. Para hacerlo hay que planificarse, pero vale mucho la pena hacerlo.

Aqui les dejo la receta, espero que se animen a probarla.

Japanese Cheesecake
Imprimir
Cheesecake Japones
Tiempo de preparación
15 min
Tiempo de cocción
1 h 48 min
Tiempo total
2 h 3 min
 
Plato: Postre
Raciones: 12 Personas
Calorías: 167 kcal
Autor: SuspiritosRD
Ingredientes
  • 227 g Queso crema tipo Filadelfia (8oz)
  • 6 Huevos, separados
  • 150 g Azúcar, dividida en 75 y 75g
  • 1/3 Taza Leche
  • 1 Zumo de 1 limón
  • 1 Ralladura de limón
  • 60 g Harina para todo uso
  • 20 g Almidón de maíz (maicena)
  • 1 pizca sal
  • 60 g Mantequilla
  • 3/4 cucharadita Cremor tártaro (opcional)
  • 2 a 3 Tazas Agua caliente para baño de María
Elaboración paso a paso
  1. Pre Calentar el horno a 400°F. Engrasar un molde redondo de 22 cm y colocar papel parafinado en el fondo. Tener otro molde o bandeja honda preparada con una toalla de cocina, donde quepa el molde de 22 cm. Aquí se pondrá el agua caliente para el baño de María,

  2. Poner a calentar unas 2 o 3 tazas de agua para el baño de María.

  3. Derretir 75 g de azúcar, el queso crema y la mantequilla. dejar refrescar.

  4. Batir las yemas.

  5. Agregar la mezcla del queso a la yemas y batir. 

  6. Agregar la leche, zumo de limón y ralladura.

  7. Incorporar la harina y maicena, cernidas sobre la mezcla.

  8. Aparte, montar las claras con 75 g de azúcar y el cremor tártaro.

  9. Incorporar las claras montadas, con movimientos envolventes, a la mezcla del queso.

  10. Verter en un molde de 22 cm. Colocar dentro del otro molde o bandeja al que en el fondo se le puso una toallita de cocina.

  11. Llevar al horno, colocar el agua caliente dentro del molde grande. El agua debe cubrir por lo menos la mitad del molde pequeño.

  12. Hornear a 400°F por 18 minutos.

    Bajar el fuego a 284°F y hornear por 30 minutos.

    Apagar el horno, dejar dentro sin abrir la puerta por 30 minutos.

    Retirar el molde grande con el agua y dejar el cheesecake dentro del horno con la puerta un poco abierta por 30 minutos más.

  13. Retirar del horno y dejar refrescar por unos 10 a 15 minutos.

    Llevar a la nevera y refrigerar por lo menos 20 minutos.

    Servir solo o con azúcar en polvo por encima.

Recetas Relaciondas:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *